Liceo Polivalente Eugenio Pereira Salas -PEDRO AGUIRRE CERDA - Región Metropolitana
Título iniciativa:

Programa de acompañamiento e integración escolar para estudiantes extranjeros



Nuestra iniciativa de ley tiene relación con el sistema de Educación chileno, específicamente con la Ley de Inclusión Escolar. Somos conscientes que en Chile y principalmente en nuestra comunidad local donde está inserto nuestro establecimiento en la comuna de P.A.C., se viene profundizando el fenómeno de la inmigración y la llegada de un importante número de familias extranjeras que buscan oportunidades para mejorar su condición de vida, principalmente haitianos y dominicanos entre otros. Según cifras de la encuesta CASEN 2015, entre los años 1982 y 2015 la evolución de extranjeros residentes en Chile aumentó un 2,7% equivalentes a 465.319 inmigrantes, evidenciándose una fuerte alza desde el año 2002 y donde la población Haitiana y Dominicana alcanzan el 2% del total, y cuyo número aumenta a grandes pasos en el último año. Si analizamos este fenómeno de inmigración desde la cantidad de alumnos extranjeros en establecimientos educacionales entre 2015 – 2016, la división de planificación y presupuesto del Mineduc señala que el año 2015 la cantidad de alumnos extranjeros eran 30.625 y el año 2016 se duplica la cantidad en 61.085, lo que equivale al 1,7% de matrículas de estudiantes en Chile.
Durante el año 2017 desde el Gobierno se han impulsado acciones destinadas a regularizar la situación de estudiantes migrantes en situación irregular en alianza con el Ministerio del Interior como se señala en el Oficio a Ministerio del Interior 01/920 Mat: Situación de Estudiantes Migrantes, además de establecer mesas de trabajo que actualiza la normativa y procedimientos asociada al reconocimiento y convalidación de estudios.
Como una forma de hacernos cargo de este fenómeno como comunidad educativa y sociedad, y velando ante todo por el principio constitucional establecido en el Capítulo III, Articulo 19, inciso 10° de la Constitución Política de Chile corresponderá al Estado otorgar especial protección al ejercicio de este derecho, es que proponemos incorporar un programa de acompañamiento y adaptación escolar y cultural en las escuelas para los niños y jóvenes extranjeros en su proceso de incorporación a una institución escolar municipal nacional.
El DFL N°2 del 2009 señala en su Artículo 3°, letra f) Diversidad. El sistema debe promover y respetar la diversidad de procesos y proyectos educativos institucionales, así como la diversidad cultural, religiosa y social de las familias que han elegido un proyecto diverso y determinado, y que son atendidas por él, en conformidad a la Constitución y las leyes; letra k) Integración e inclusión. El sistema propenderá a eliminar todas las formas de discriminación arbitraria que impidan el aprendizaje y la participación de los y las estudiantes. Asimismo, el sistema propiciará que los establecimientos educativos sean un lugar de encuentro entre los y las estudiantes de distintas condiciones socioeconómicas, culturales, étnicas, de género, de nacionalidad o de religión; letra n) Dignidad del ser humano. El sistema debe orientarse hacia el pleno desarrollo de la personalidad humana y del sentido de su dignidad, y debe fortalecer el respeto, protección y promoción de los derechos humanos y las libertades fundamentales consagradas en la Constitución Política de la República, así como en los tratados internacionales ratificados por Chile y que se encuentren vigentes.
Velando por estos principios y fines de la educación es que planteamos la necesidad de erradicar situaciones de violencia que sufren muchos de los niños extranjeros al iniciarse escolarmente en nuestro país sin el apoyo y los recursos adecuados


Proponemos una Moción parlamentaria que permita modificar la actual Ley 20.845 de Inclusión Escolar a través de un artículo que proponga y disponga de los recursos necesarios para que las instituciones educativas dependientes del Estado que atiendan niños extranjeros puedan disponer de un Programa de acompañamiento e integración escolar para estudiantes extranjeros, y de esa forma, orientar y dirigir su proceso de integración al sistema educativo chileno velando por el derecho a la educación y el respeto a la diversidad cultural.
La Ley Núm. 20.845 de Incluso Escolar aborda algunos de los problemas que detectamos en la incorporación de los estudiantes extranjeros al sistema educacional chileno, ya que regula la admisión de los y las estudiantes, elimina el financiamiento compartido y prohíbe el lucro en establecimientos educacionales que reciben aportes del Estado, sin embargo es deficiente frente a la demanda de educación por parte de la población migrante.
Nuestra propuesta apunta a otorgar autonomía a los establecimientos dependientes del Estado que atiendan niños extranjeros para que construyan sus propios programas de acompañamiento e integración escolar para estudiantes extranjeros según sus realidades donde identifiquen sus mayores debilidades y fortalezas, de esa forma puedan disponer de recursos necesarios para la ejecución de sus programas de acompañamiento e integración escolar. Es importante señalar que estos programas deben ser construidos por el total de los actores de la institución escolar y la comunidad local, como una forma de acoger las demandas de la sociedad y en conjunto establecer mecanismo de trabajo en beneficio del total de la población chilena e inmigrante. Creemos que esta iniciativa de Ley generará un impacto a nivel del sujeto, la familia y de la comunidad no solo de extranjeros, sino que tambien chilenos ya que permitirá la construcción de un tejido social con un fuerte énfasis en la inclusión y el respeto a la diversidad cultural, de género, étnica, religiosa entre otros. Este componente multicultural que permite la integración de estudiantes extranjeros enriquecerá los proyectos educativos y de la comunidad donde están insertos, ya que permitirá formar ciudadanos reflexivos sobre los fenómenos de la migración en el siglo XXI y con un mayor compromiso en la participación y la transformación de la sociedad, que en gran medida responde a nuestra finalidad como Iniciativa de Ley.
Sin duda creemos que la aplicación de esta Iniciativa de Ley será un avance como país y sociedad al reconocer en la educación el ejercicio y el escenario donde el conocimiento debe ir de la mano con las problemáticas y fenómenos propios del siglo XXI como la migración y así garantizar una educación de calidad para todas las personas, chilenas y extranjeras.