Las medidas adoptadas por Japón para incluir a los adultos mayores en la fuerza laboral

Una de las políticas adoptadas por el país nipón que podría ser útil para la empleabilidad de los mayores de 60 años en nuestro país es la creación de un centro para el aprovechamiento de los recurso humanos, ya que hay muchos adultos mayores que desisten de buscar trabajo antes de comenzar, dado el gran estigma que existe sobre ellos.

POLITICAS PUBLICAS ASIA PACIFICO

Las medidas adoptadas por Japón para incluir a los adultos mayores en la fuerza laboral

"Chile está poniéndose cada vez más viejo". Esta es una frase recurrente en las conclusiones de diversos estudios demográficos, uno de ellos el Índice de Adultos Mayores del Servicio Nacional del Adulto Mayor (Senama) que determinó que para el año 2022 habrá más adultos mayores que niños, por lo que la economía tendrá que prever este nuevo escenario. Para conocer lo que en Asia se ha hecho en relación a mitigar los efectos económicos del envejecimiento de la población, encontramos el caso del Programa Subsidiario de Apoyo a Empleados Mayores de Japón, política que expondremos a continuación.

Política para mejorar la calidad de vida de los adultos mayores

Según el estudio Índice de Adultos Mayores del Senama, para el año 2022 habrá 103 mayores de 60 años por cada 100 niños. Es decir que por primera vez se superaría la cantidad de adultos mayores por sobre niños en nuestro país, situación que implica grandes desafíos para los sistemas de salud y previsión social.

Una situación similar ocurre en Japón, donde el Fondo de Población de Naciones Unidas determinó en su estudio Perspectivas de Población, que para 2025 habrá 325 adultos mayores por cada cien menores de 15 años. Esta situación ha llevado a que en septiembre de 2012 se publicara en el país nipón una iniciativa gubernamental llamada “Una propuesta más para poner fin a la baja tasa de natalidad” donde se propuso mejorar las condiciones de natalidad y flexibilizar las leyes para el ingreso de mano de obra inmigrante.

Sin embargo, 30 años antes Japón tomó otras medidas para optimizar la calidad de vida de sus adultos mayores y contribuir con el crecimiento económico, para que personas por sobre los 60 años que aún se encuentren en capacidad de producir, pero que no puedan conseguir trabajo -ya sea por estar en alguna situación de discapacidad o por no poder ser incorporados a las demandas laborales del mercado- tengan incentivos para seguir produciendo.

Subsidios para la creación de empleos flexibles

Una de las medidas adoptadas por el gobierno japonés para aumentar la empleabilidad de trabajadores sobre 60 años fue crear puestos alternativos de trabajo. Debido a que las políticas económicas niponas realizan esfuerzos para integrar a los jóvenes a la fuerza laboral, las empresas hoy cuenta con incentivos económicos para crear nuevas plazas de trabajo. Aunque con menor remuneración -también tienen menos exigencias- beneficia a quienes decidan acogerse. Estas  iniciativas forman parte de las Medidas de Promoción del Empleo, política creada en 1971, pero reformada el año 2004 con el fin de actualizar modificar los procedimientos de empleo.

El Programa Subsidiario de Apoyo a Empleados Mayores estaba entre ellas y consiste en una política de incentivo a las empresas para crear nuevos puestos de trabajo, donde se contraten a personas mayores de 60 años. De esta manera, todas las empresas que cumplen con este requerimiento reciben incentivos financieros como subsidios a proyectos o rebajas tributarias.

No obstante, el subsidio solo se concreta si los puestos creados motivan a los trabajadores. Para ello el programa cuenta con procedimientos de calificación y las oficinas de gobierno publican el número de corporaciones que han ganado premios en la vinculación con este programa.

Esta medida fue valorada por Cristian Massad, sociólogo e investigador del Servicio Nacional del Adulto Mayor (Senama) para quien es una muy buena iniciativa, cuya efectividad ha podido ser evidenciada en nuestro país en un estudio realizado en conjunto entre su institución y la Cámara Nacional de Comercio (CNC) sobre empleabilidad en personas mayores de 60 años. “Precisamente la flexibilidad laboral de los adultos mayores es uno de los requisito para reinsertarse en el mercado laboral. Me parece que es necesario que estas personas puedan capacitar a los nuevos funcionarios desde sus experiencias y capacidades adquiridas durante los años. En cualquier puesto nuevo que se cree podría pasar por un entrenamiento o inducción de parte del adulto mayor que trabajó hasta hace poco desempeñándose en las mismas funciones. Me parece que es una buena manera de incorporarlos”, señaló.

Subsidio al emprendimiento de los mayores de 45

Otra de las medidas adoptadas por el gobierno japonés es el Subsidio para la Promoción de Negocios para personas mayores y el autoempleo. Este programa consiste en fomentar el emprendimiento a grupos de al menos tres trabajadores mayores de 45 que tengan una visión de negocio a largo plazo y donde puedan utilizar la experiencia laboral acumulada hasta ese momento, además de emplear a otras personas mayores.

El emprendimiento como una de las alternativas para mejorar el bienestar de los adultos mayores y su fomento por parte del Estado es una de las medidas por las que apostó el gobierno japonés y que valoró Cristian Massad, quien además destacó que los trabajadores mayores pueden ser altamente productivos en cualquier tipo de emprendimiento. “Hay poca deserción laboral y poca rotación, ya que son más comprometidos con su trabajo y con sus horarios de entrada y salida. Generan riqueza en el clima laboral, son muy buenos conteniendo situaciones de conflicto entre trabajadores”, acotó.

Creación de un centro para el aprovechamiento de los Recursos Humanos

No conforme con las medidas anteriores, el gobierno japonés creó el año 2004 el Centro de Recursos Humanos de Plata (SHRC) con el fin de apoyar a los trabajadores mayores en la integración con las políticas anteriores, además de concentrar toda la información relativa a las oportunidades de trabajo, capacitación, salud y empleo.

Este centro trabaja a nivel nacional pero también con los gobiernos locales en los llamados Capítulos Municipales, cuyo objetivo es dar a conocer las oportunidades de empleo a personas mayores de 60 años que generan las comunas. Entre los tipos de trabajo que se reciben están los de medio tiempo, tiempo completo y otras formas de trabajo remunerado.

Durante el primer año de funcionamiento del centro, se organizó el Programa de Trabajo para Seniors, a través del cual los miembros registrados reciben capacitación gratuita para mejorar sus habilidades, jornadas de consejo para conseguir puestos, preparación para entrevistas y programas de cooperación con varios dueños de negocios y asociaciones públicas de empleo.

La creación de un centro para el aprovechamiento de los mayores como recurso humano es una medida que Cristian Massad consideró necesaria para la realidad de las personas mayores en nuestro país. “Me parece muy bueno, porque hay muchos adultos mayores que desisten de buscar trabajo antes de comenzar, dado el gran estigma que existe en esta sociedad en contra de ellos diciendo que son inactivos o dependientes, por lo tanto ni siquiera se arriesgan a optar. Si hay información de calidad sobre dónde y cómo encontrar trabajo sería algo que podría mitigar ese efecto”, recalcó.

Políticas orientadas al adulto mayor en nuestro país

Para Cristian Massad, desde el año 2011 se vienen llevando algunas medidas que a futuro podrían tener efectos notorios en la población. “Desde la perspectiva del cuidado de personas mayores con dependencia funcional, tomando como consideración de que existen otras áreas donde las personas mayores son vulnerables, como en las bajas pensiones, deterioro de sus viviendas o la carga doble que además de cuidar a los nietos tienen que trabajar. Como Senama nos hemos abocado a la tarea de implementar servicios innovadores a personas mayores con dependencia funcional”, afirmó.

A tal efecto, Massad agregó que han abordado las políticas en ambitos específicos. “Primero estableciendo hogares de larga estadía, centros diurnos de atención a personas con dependencias y cuidados a domicilio. Como Senama le estamos poniendo mucho énfasis a esto, de hecho existe una medida presidencial conocida como la medida 13 que busca construir centros con alto estándar de calidad en todas las regiones del país, eso se está llevando a cabo en estos momentos. Hay algunos que están diseñados y se espera costruir el primero y que esté listo en diciembre de 2016, agregó.

Además, el sociólogo comentó que su institución se encuentra en la generación de protocolos de atención con otros organismos del Estado y la academia en los establecimientos de larga estadía, con el fin de elevar los estándares de calidad. “Las instituciones que se han hecho cargo de esto han tenido un modelo asilar -como el Hogar de Cristo o la Fundación las Rosas- pero hay mucha dispersión de calidad porque estos establecimientos funcionan bajo sus propios estándares y nosotros lo que buscamos es homolograr los servicios que se prestan. Todos esto lo estamos haciendo con muy poco presupuesto porque lo hacemos con un servicio muy pequeño, por lo que buscamos hacer es sinergia con otros organismos públicos que nos puedan aportar en recursos y financieros”, comentó.



Responsabilidad ética en la pesca y acuicultura: un paso hacia la sostenibilidad de los recursos oceánicos

Especial de OCEANOS

Responsabilidad ética en la pesca y acuicultura: un paso hacia la sostenibilidad de los recursos oceánicos

Según la Organización de Naciones Unidas la pesca resulta fundamental en el sustento y seguridad alimentaria de 200 millones de personas a lo largo del mundo; a su vez, una de cada cinco personas en el planeta depende de los recursos marinos como principal fuente de proteínas en su alimentación. Ante ello, la regulación tanto de la pesca como de la acuicultura por parte de los países y organismos internacionales resulta primordial para alcanzar la sostenibilidad que busca la Agenda 2030 de Naciones Unidas.

Ver más

II Reunión Ministerial del Foro Celac-China abrió nuevos caminos para el desarrollo regional

26 Enero 2018

II Reunión Ministerial del Foro Celac-China abrió nuevos caminos para el desarrollo regional

El evento llevado a cabo entre el 22 y 23 de enero de 2018 en Santiago, contó con la participación de 24 cancilleres y nueve viceministros de países latinoamericanos y del Caribe. Para conocer más detalles de este encuentro, los principales temas abordados y sus consecuencias a futuro, conversamos con el embajador Fernando Reyes Matta, quien además de estar presente fue uno de sus principales organizadores.