Otra cara del coronavirus: la dura realidad que viven los chilenos varados en Asia

Dos chilenos, uno ubicado en Ahmedabad, India y otro en Bangkok, Tailandia, entregaron algunos detalles de las dificultades que les ha tocado vivir y la forma como esperan ser repatriados. Además de tener problemas para financiar su estadía en un contexto de incertidumbre sobre el regreso a Chile, afirman estar viviendo en un ambiente poco amigable para los turistas extranjeros, particularmente en India donde se perciben actitudes violentas.

RED ASIA PACIFICO OPINA

Otra cara del coronavirus: la dura realidad que viven los chilenos varados en Asia

En países como India, Tailandia, Vietnam o Japón, por solo mencionar algunos, se encuentran cientos de chilenos que esperan con amargura retornar en los próximos días a sus hogares en nuestro país. Tanto aerolíneas como autoridades asiáticas, no han contribuido a revertir la sensación de inseguridad que viven cientos de chilenos. Solo en grupos de Whatsapp se concentran más de 300 chilenos esperando una respuesta para regresar a suelo nacional. Más de esta situación, en la siguiente nota.

Desconfianza y hostilidad en contra de los extranjeros en India

La situación del abogado Nicolás Vargas Camus ha sido difícil, por cuanto en las regiones de India donde le ha tocado vivir la crisis epidemiológica, la actitud de sus ciudadanos hacia los turistas extranjeros pasó de ser extraordinariamente hospitalaria a ser notablemente distante y desconfiada. Apenas el gobierno indio comenzó a comunicar sobre los peligros del COVID-19, Vargas se encontraba en Jaisalmer, al norte, cerca de la frontera con Paquistán, y llevaba tres meses recorriendo el país.

Pero el problema fue más que un tema de actitud. “No podíamos alojarnos en ninguna parte, ni siquiera en casas. Si encontraban a alguien que tuviese a extranjeros los sancionaban. Aunque hubo algunas personas menos restrictivas, también hubo palos. Esto porque por alguna razón nos veían a nosotros como su fuésemos los causantes. Entonces si te veían en la calle cruzaban, te gritan cosas o no te reciben el dinero. Es curioso porque días antes esas mismas personas se querían sacar selfies con nosotros”, comentó.

En relación a la forma cómo las autoridades han reaccionado frente a su situación de turistas sin posibilidad de regresar a sus hogares, comentó que la policía es dura con todos los que encuentran en las calles. “En ciudades más críticas como Bombay o Delhi, ya seas extranjero o indio te pegan con palos. Conozco extranjeros que tienen marcas en la espalda, entonces pienso que hay un error en el gobierno en no aclarar que los extranjeros no somos los culpables y han mantenido esa mirada. Lo mismo sucede con la sanción a hoteles, quienes se están comportando de la peor manera”, agregó.

Con el correr de los días Nicolás Vargas logró refugiarse en Ahmedabad, gracias a las gestiones de una chilena que vive ahí y una funcionaria local, quien logró un permiso especial de las autoridades para quedarse junto a su novia en un sitio más seguro. Sin embargo, el problema está lejos de resolverse, pues para regresar a Chile requiere de un salvoconducto que le permita desplazarse 945 kilómetros hasta Delhi, lugar al que podría llegar cualquier tipo de ayuda.

En su opinión, el apoyo para que se realice de buena manera tiene que considerar todas las dificultades para congregar a todos los chilenos que se encuentran en India. “Se tiene que coordinar con una logística bien hecha. Hay chilenos que están en Goa, una playa a dos mil kilómetros que son 40 horas en auto y desde donde solo se puede salir en taxi. Entonces tenemos que esperar unos días para ver si nos llega alguna solución real, en mi caso no tiene sentido irse a meter a Dehli y pagar ahí mi estadía durante un mes en un hotel carísimo”, sostuvo.

Excesiva arbitrariedad de las aerolíneas en Tailandia

Otro de los chilenos varados en Asia es el médico viñamarino Jaime Chávez, quien ha hecho múltiples esfuerzos para regresar desde Tailandia a nuestro país, pues debe retomar su trabajo en un hospital de su región. Cuando se registraron los primeros contagiados en el país, se encontraba en Ko Tao, una isla al sur, casi en el límite con Malasia. Apenas supo de las medidas, viajó hasta Bangkok el 3 de abril para su viaje de retorno programado para el día siguiente. Un adelanto repentino en la hora de salida, lo dejó fuera, al igual que a otros pasajeros.

Sobre su situación en Bangkok, señala que se encuentra en un hotel y que la ciudad se ve con muy poca gente en las calles. “Diría que 85 por ciento del comercio está cerrado, aunque algunos locales de comida todavía están abiertos. Pero hay muy poca gente en las calles, muy pocos dando vueltas. Aunque mi experiencia con los tailandeses no ha sido mala y no me he sentido discriminado, en el hotel donde estoy me dijeron que debía buscar otro lugar”, comentó.

Acerca de la posibilidad de encontrar un sitio seguro donde quedarse mientras resuelve su retorno a Chile, asegura que desde el consulado chileno le están entregando información sobre lugares disponibles, aunque muchos de ellos exceden su presupuesto. “Consultaré en el grupo de Whatsapp que tenemos con los chilenos a ver si me entregan un dato, por que hay otros chilenos pasando por procesos similares”, agregó.

El principal problema que señala Jaime a la hora de plantear sus posibilidades de retornar, es la arbitrariedad con la que las líneas áreas toman decisiones a la hora de escoger a los pasajeros que integran los vuelos que salen de Tailandia. “Muchos chilenos han perdido uno, dos o tres vuelos, algunos más, tratando de buscar la forma de volver. Esto significa mucha plata, porque los costos de los pasajes y los cambios han aumentado mucho en el último tiempo. Muchos se aventuraron y compraron el vuelo más caro, sin embargo, tampoco les permitieron subir”, señaló.

En su opinión, esta realidad no solo golpea el bolsillo sino también la moral de quienes deben esperar con altos niveles de incertidumbre. “A los pasajes se acumulan los gastos en alojamiento y alimentación y ya no tenemos la posibilidad de pagar un vuelo con los precios que se están dando. Ante esta posibilidad, esperamos poder volver a casa lo antes posible. A pesar de que hemos perdido la confianza en el Estado, creemos que lo ideal sería que se produjera un tipo de vuelo o plan de repatriación como han hecho otros países”, añadió.

Preocupación desde el Parlamento

Diversos parlamentarios han mostrado su preocupación ante la cantidad de chilenos esperando regresar al país. Uno de ellos es el diputado Frank Suerbaum, representante del distrito 19 de la Región del Biobío, quien señaló que las gestiones en Tailandia han sido difíciles, pues ha notado dificultades por parte de la autoridad de ese país. “Esto ha hecho difícil que los chilenos y los extranjeros en general puedan salir, por lo tanto, estamos enfrentando una situación que no depende solamente de nuestras autoridades sino también de los países correspondientes. Hay países que tienen cerradas las fronteras, como es el caso de Perú, donde aún quedan alrededor de 20 chilenos en Tacna que desean regresar, pero dependen de la voluntad del gobierno peruano. Se han hecho grandes gestiones, han regresado casi 40 mil chilenos en estas semanas, pero obviamente que es más importante traerlos a todos de vuelta”, afirmó.

Por último, se refirió a la motivación que guía el trabajo que realiza para la repatriación de los cientos de compatriotas. “Hay gente de mi distrito que está en distintos países y nos solicitó que hiciéramos gestiones ante la Cancillería y, por lo tanto, estamos ayudando para traerlos y así poder darle calma a sus familias. Pero también tengo una especial sensibilidad por la gente que está en el extranjero, yo viví afuera cinco años en Arabia Saudita, se lo que es vivir en un lugar con cultura y idiosincrasia distinta, se lo que es vivir lejos y tener la necesidad de volver al hogar a encontrarse con los suyos. Esto hace que vea este problema con un prisma distinto, porque lo viví en carne propia con dificultades para entrar y salir del país, en un contexto donde no facilitan la entrada de extranjeros, a pesar que estaba haciendo mi trabajo. Estoy muy preocupado por lo que sucede día a día y conversando con Cancillería para que de forma paulatina vayamos trayendo a los chilenos”, sentenció.



Ventajas y complicaciones del sistema de educación no presencial en Corea del Sur

Especial de CORONAVIRUS

Ventajas y complicaciones del sistema de educación no presencial en Corea del Sur

En el contexto de coronavirus, el país asiático tuvo que cerrar y dar inicio a un nuevo semestre en modalidad en línea para darle continuidad al aprendizaje de millones de estudiantes. Aunque la alta conectividad y la preparación de distintas plataformas digitales han facilitado la migración, aún persisten problemas a resolver como la alfabetización digital de profesores y mejorar las capacidades de conectividad.

Ver más

Nueva publicación de la BCN aborda experiencia de robótica en Japón

19 Diciembre 2019

Nueva publicación de la BCN aborda experiencia de robótica en Japón

La estrategia desplegada por el país nipón para desarrollar su ecosistema nacional de robótica, los desafíos en materia legislativa y los aprendizajes que se podrían aprovechar en nuestro país, son algunos de los contenidos que forman parte del documento digital, disponible para ser descargado.