Ventajas y complicaciones del sistema de educación no presencial en Corea del Sur

En el contexto de coronavirus, el país asiático tuvo que cerrar y dar inicio a un nuevo semestre en modalidad en línea para darle continuidad al aprendizaje de millones de estudiantes. Aunque la alta conectividad y la preparación de distintas plataformas digitales han facilitado la migración, aún persisten problemas a resolver como la alfabetización digital de profesores y mejorar las capacidades de conectividad.

POLITICAS PUBLICAS ASIA PACIFICO

Ventajas y complicaciones del sistema de educación no presencial en Corea del Sur

Corea del Sur es uno de los países con mejor desempeño en la contención del Covid-19, sin embargo, aún mantiene cerradas sus salas a un gran porcentaje del alumnado. El retorno a las clases presenciales se daría paulatinamente, por lo que la utilización de sistemas no presenciales de educación ha sido la mejor opción para mantener en permanente aprendizaje a las futuras generaciones. Los desafíos que se han presentado para darle curso a esta medida y los avances en términos formativos, en la siguiente nota.

El EBS para complementar la educación presencial

Son más de 1200 millones de alumnos en todo el mundo que han visto afectadas sus rutinas producto del coronavirus. 177 países de todo el mundo han cerrado sus establecimientos educacionales como una manera de contener la cantidad de contagiados y proteger a las personas más jóvenes de la sociedad. Es por ello que de las aulas de clases, esos millones de jóvenes hoy se encuentran en sus casas, avanzando en sus programas académicos desde un sistema remoto.

Esto ha llevado a que desde el auge del Covid-19 la migración desde un sistema presencial a plataformas de aprendizaje online ha demandado una mayor cantidad de tutoriales virtuales, software de enseñanza, app especializadas y sistemas de videoconferencia. Se estima que el mercado de la educación en línea aumente su capital desde los 18 mil millones de dólares en 2019 a 350 mil millones, según cifras del Foro Económico Mundial.

Uno de los países con mayor desarrollo en educación remota en la Región Asia Pacífico es Corea del Sur. Como bien es sabido, este país asiático fue el primero en dicha región en mostrar avances dignificativos en la contención de nuevos contagiados. Es por esta razón que a comienzos de abril recién se comenzaron a abrir algunos establecimientos educacionales, tanto de primaria como de secundario, sin embargo, esta apertura ha sido más lenta de lo pensado, pues la posibilidad de contagio sigue latente a pesar de los buenos resultados.

De tal manera, las escuelas han adoptado progresivamente clases en línea desde distintas modalidades y plataformas, desde cátedras a través de videoconferencia, grabación de videos, hasta clases online basadas en los contenidos otorgados por el sistema de transmisión pública de educación (EBS por la siglas de Educational Broadcasting System). Pero esta migración de un sistema presencial a uno digital no fue un paso dado espontáneamente de la noche a la mañana, hubo años de preparación técnica e institucional.

Educación en línea para afrontar la formación del futuro

El desarrollo de un sistema de educación no presencial en Corea del Sur es un proceso que comenzó en 1990 con el EBS, que basaba sus recursos educativos en programas televisivos y radiales con contenido dirigido a la niñez. Sin embargo, fue en 1996 con el Master Plan en TIC’s que por primera vez se realizó un vínculo entre educación e Internet, que trajo como consecuencia una serie de proyectos para que al año 2000 todas las escuelas tengan conexión.

Asimismo, entre los años 2004 y 2013 se llevó adelante el programa Cyber Home Learning System cuyo propósito fue reducir los gastos de los colegios y disminuir las brechas entre regiones del país. Si bien en un comienzo el programa fue un piloto, a partir de 2013 se institucionalizó gracias a la gran cantidad de alumnos que participaron en él. Con una cifra superior a los 4,4 millones de estudiantes las proyecciones eran más que auspiciosas, sin embargo se produjo un descenso de los usuarios debido a la masificación de teléfonos móviles y la poca capacidad del sistema de adaptarse a dispositivos que no sean computadores.

Simultáneamente, el Ministerio de Educación coreano impulsó la estrategia SMART Education el año 2011 con el propósito de potenciar el talento individual y la construcción de capacidades mediante el uso de dispositivos móviles. Los resultados de esta estrategia han sido resaltados por la Unesco, para quienes se trata de una revolución en las salas de clases, pues ha liderado las políticas que mejoran el sistema educativo coreano en función de crear una plataforma que permite la personalización de programas según intereses y niveles formaticos, recursos eficientes en términos de aprendizaje y la creación de un ambiente formativo propio del siglo veintiuno.

Los resultados que se muestran en el informe de Unesco sobre SMART son positivos, ya que logró una correcta implementación de su visión en distintas generaciones de estudiantes y contribuyó a mejorar la calidad de la enseñanza y aprendizaje, pero más aún, logró importantes aportes a la creación de un entorno digital de aprendizaje.

Dificultades para llevar adelante un sistema de educación no presencial

El laureado sistema SMART, aunque innovador en sus primeros años de funcionamiento, demostró dificultades en la medida que el desarrollo tecnológico comenzó a impactar en la sofisticación de las telecomunicaciones, los dispositivos móviles y la competencia con otras plataformas en línea. Estos han sido desafíos difíciles de superar, como también la garantía de recursos a familias ubicadas en lugares remotos con dificultades de acceso a Internet, por más que Corea del Sur sea el país con mejor conectividad en el planeta según la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT).

Además, en tiempos de coronavirus los desafíos para un buen desempeño de las plataformas de educación no presencial han sido mayores. Por ejemplo, la revista The Diplomat señala en una publicación que según cifras del Ministerio de Educación surcoreano, más de 85 mil estudiantes necesitan dispositivos como computadores portátiles o tablets para recibir adecuadamente clases en línea. Y el gobierno solo tiene la capacidad de proporcionar un poco menos de 40 mil.

Incluso, en el caso que todos los estudiantes coreanos tuviesen un aparato mediante el cual conectarse a clases, la plataforma en línea del EBS ha sufrido una gran cantidad de colapsos por el repentino aumento en el número de usuarios. Esto ha llevado incluso a que algunas escuelas tengan que posponer sus clases a la espera de una reanudación del sistema. El propio ministro comentó esta paradoja de tener problemas a pesar de ser la nación con la tasa de penetración más alta. “Hasta ahora estamos muy lejos de lo que esperaríamos de una potencia de TI”, señala la publicación.

Una nota publicada en el The Korea Herald, da a conocer más dificultades a la hora de migrar a las plataformas en línea como plan de contingencia producto de la crisis epidemiológica. Una de ellas es que la calidad del aprendizaje está relacionada estrechamente al nivel de preparación de las escuelas, es decir, al grado de alfabetización digital de los maestros, además de la posesión de equipos, creación de un ambiente favorable al estudio en el hogar, buena conectividad, etc.

Más aún, la disponibilidad de tiempo por parte de los padres es importante, pues mientras menos edad tienen los estudiantes, menos probabilidades hay de concentrarse durante períodos largos, por lo que la tutela de la familia es crucial y no todos pueden permitirse esa cantidad de tiempo. La publicación muestra testimonios de padres que son favorables a no comenzar el semestre a tener que tomar más clases en línea. El nuevo semestre comenzó el 9 de abril.

Análisis de los sistemas de educación no presenciales desde la realidad chilena

Tal como se señaló inicialmente, los sistemas de educación no presencial han demostrado avances irrefutables por sus buenos resultados en la calidad del aprendizaje, pero también – y en consonancia con el caso surcoreano- requiere de un sistema bien equipado que además tenga capacidad de adaptación a los permanentes desafíos que impone el desarrollo tecnológico y eventos fortuitos como el coronavirus. Esta idea es respaldada por Felipe Vidal, vicerrector académico de la Universidad de las Artes, Ciencias y Comunicación (Uniacc), primera institución de educación superior en implementar programas elearning en nuestro país en 1996.

En su opinión, hay una cualidad superior que caracteriza a las modalidades de educación remota. “La democratización de la educación es su principal ventaja. Frente a las restricciones físicas o geográficas, la educación multimedia, a distancia, educación online permite que alumnos de distintas partes donde no hay una amplia oferta de educación superior puedan estudiar, o trabajadores que mediante este tipo de formación puedan aspirar a otro tipo de empleos, entonces estamos hablando de movilidad social y democratización de la educación”, sostuvo.

Asimismo, planteó que en función del desarrollo de nuestro país, la educación no presencial es un aporte innegable. “La posibilidad de tener personas mejor formadas, calificadas y con más competencias, pone a nuestro país en una posición de mejores expectativas en términos de desarrollo humano y desarrollo económico. Pero también aporta a lograr una sociedad más feliz, porque se generan más oportunidades, no solo para quienes estudian sino para sus familias y comunidades”, agregó.

En cuanto a las condiciones mínimas para llevar a cabo una conexión estable que permita la realización de las actividades en línea, comentó que hoy existen las condiciones para que solo con un celular se puede tener acceso. "Con un teléfono se tiene el problema resuelto, porque las plataformas que se usan hoy -al menos las que tenemos en mi universidad- son de código abierto y que tienen requerimientos bajos en términos de recursos y que además tienen la capacidad de ser responsivas, por lo tanto, se pueden tener todas las cualidades de la plataforma disponibles en cualquier dispositivo", añadió.

Sobre la necesidad de un sistema de acreditación o de aseguramiento de la calidad que aporte a la educación no presencial, señaló que es algo muy necesario. "En Chile el sistema de acreditación está altamente relacionado con el comercio internacional y con los acuerdos de colaboración que se han firmado, pues mediante este sistema el país puede demostrar capacidad y la calidad de sus instituciones académicas. Pero estamos atrasados en la generación de criterios que verifiquen calidad en modalidades distintas a la presencial", afirmó.

Por último, Felipe Vidal aclaró que la construcción de una plataforma no presencial no es una simple puesta en escena virtual de los mismos recursos que se despliegan en la educación presencial. Por el contrario, existe una necesidad de incorporar distintos recursos que incluso tienen una complejidad mayor en términos de diseño y producción. "El trabajo previo a la visualización del curso es de 16 semanas, por ejemplo cada curso cuenta con dos especialistas, uno que está a cargo y otro colega de la misma área que está a cargo del control de calidad. Pero además se necesitan diseñadores instruccionales, en multimedios, correctores lingüísticos, editores especiales. Incluso en nuestros procesos de construcción de los cursos, por año, han llegado a participar 400 profesionales", sentenció.



Las medidas adoptadas por Corea del Sur para contener el aumento de contagiados responde al Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) 3, que propone “garantizar una vida sana y promover el bienestar para todos en todas las edades”. Particularmente, la meta 3.d cuyo propósito es reforzar la capacidad de los países en desarrollo en materia de alerta temprana, reducción de riesgos y gestión de los riesgos para la salud nacional y mundial.



Ventajas y complicaciones del sistema de educación no presencial en Corea del Sur

Especial de CORONAVIRUS

Ventajas y complicaciones del sistema de educación no presencial en Corea del Sur

En el contexto de coronavirus, el país asiático tuvo que cerrar y dar inicio a un nuevo semestre en modalidad en línea para darle continuidad al aprendizaje de millones de estudiantes. Aunque la alta conectividad y la preparación de distintas plataformas digitales han facilitado la migración, aún persisten problemas a resolver como la alfabetización digital de profesores y mejorar las capacidades de conectividad.

Ver más

Nueva publicación de la BCN aborda experiencia de robótica en Japón

19 Diciembre 2019

Nueva publicación de la BCN aborda experiencia de robótica en Japón

La estrategia desplegada por el país nipón para desarrollar su ecosistema nacional de robótica, los desafíos en materia legislativa y los aprendizajes que se podrían aprovechar en nuestro país, son algunos de los contenidos que forman parte del documento digital, disponible para ser descargado.